Historia

La idea de crear una Asociación Española de Ciencia Regional surgió a finales de la década de los años 50 y durante los 60, aunque los primeros intentos de formalizar legalmente esta asociación fueron rechazados sistemáticamente por las diferentes administraciones de la época. A pesar de ello, se mantuvo un núcleo de actuación que permitió crear las bases de funcionamiento de un importante grupo de investigadores y especialistas españoles que actuaron a través de la publicación de libros, la celebración de reuniones con la presencia de especialistas españoles y extranjeros, el desarrollo de estudios e investigaciones en la Universidad y el trabajo profesional en centros privados y de la Administración que, globalmente, permitieron un desarrollo de temas incluidos en la Ciencia Regional.

En diciembre de 1973, bajo el patrocinio del Servicio de Estudios del Banco Urquijo en Barcelona, se celebró una reunión general de Servicios de Estudios que, tanto por la temática como por el acuerdo de los asistentes, se transformó en la I Reunión de Estudios Regionales al mismo tiempo que se decidió crear la A.E.R.C. Esta I Reunión tuvo su continuación en la II Reunión de Estudios Regionales que se celebró en Canarias entre el 2 y el 6 de mayo de 1975, donde se aprobó un primer documento sobre la Problemática Regional en España que reflejaba la actitud de los socios potenciales de la A.E.R.C.

La A.E.R.C. consiguió ser legalizada el 19 de abril de 1976, tras superar una serie de dificultades político-administrativas. La primera asamblea general de la A.E.R.C. se celebró en Oviedo en el transcurso de la III Reunión de Estudios Regionales, siendo inicialmente 164 el número de asociados.

Artículo Alfonso Herranz: Una aproximación a la evolución de la ciencia regional en España a través de las contribuciones a las reuniones de estudios regionales (1973-2004)